This movie requires Flash Player 9
MENU

Comentarios (0) Actualidad

BMW X1 2016. Cambios totales. Ahora mucho más X3

BMW X1. El tercero en llegar. La historia SUV de BMW fue comenzada por X5, seguida por X3 y luego por X1. Dejamos un poco afuera a X6 (y a X4) que, si bien mantienen el formado SUV, son, en realidad (y así los define la marca alemana) SAC (Sport Activity Coupé), más orientados al asfalto y las prestaciones que a un uso mixto como -se supone- sus hermanos.X1 fue el “menos 4×4” de la familia BMW. Con X5 y X3 más “cuadrados”, más “rudos”, “menos citadinos”, X1 rápidamente se convirtió en un aliado para el tránsito urbano, con un aspecto y un seteo, mucho más civilizado. En lo personal, nunca me convenció del todo la estética del X1, ni tan auto, ni tan utilitario, ni tan deportivo, un poco de todo, un poco de nada. Aun así, las 730.000 unidades vendidas desde su lanzamiento en 2010 (presentado un año antes) muestran que el mercado lo recibió con los brazos abiertos, dejando de lado este razonamiento conceptual antes comentado. Y el mercado “siempre tiene razón”, es el soberano.Lo cierto es que, habiendo renovado X6 no hace tanto, presentado X4, restilizando X5 y X3, el único “utilitario” que quedaba con el DNI verde, no actualizado, era X1.

BMW tomó las riendas del asunto y está presentando el nuevo X1 2016 (que llegará a los concesionarios pasado el verano europeo), con un diseño -justamente- más sobrio, menos deportivo, más SUV, y también “más BMW”.

El actual X1 (que ya se discontinuó en el viejo continente) se ofrece en Argentina en versiones xDrive 18i, 20i, 25i (nafteras) y 20d y 28d con motorización diesel.

Obviamente, BMW Argentina incorporará a la oferta local la nueva gama X1 aunque, teniendo en cuenta su fecha de desembarco en Europa, no lo tendremos aquí antes del segundo trimestre de 2016.

Comencemos por su tamaño. X1 2016 no ha crecido en dimensiones, y es lógico ya que, si lo hiciera, BMW lo estaría acercando peligrosamente a X5. Similar diseño, similar equipamiento, pero hoy los separan 44 cm, que no es poco para el segmento. Por eso, X1 ha reducido -incluso- 1 cm su longitud, aumentando, sin embargo, 2 cm su ancho y 5 cm su altura, ayudando a la imagen “más 4×4” antes comentada. Claro, las diferencias con X5 no son solo de tamaño; X1 no cuenta con una versión diesel de 381 CV ni una M naftera de 555 CV. Aunque, le pongo algunas fichas a una versión M para X1, aunque no en el corto plazo; tal vez antes debería desembarcar un X3M.En el próximo Salón de Frankfurt (junto con Ginebra y París conforman el podio en cuanto a exposiciones se refiere) que comenzará el próximo 17 de setiembre, BMW presentará oficialmente al nuevo modelo. Ya sabemos, que al menos inicialmente, 4 serán los motores que ofrecerá X1. Para estar a tono con la tendencia europea (pero que avanza fuertemente en Estados Unidos también), solo un motor naftero, el X1 xDrive 25i, con el 2L turbo de 231 CV (“0 a 100” en 6.5 segundos). En diesel, los 18d, con 150 CV, 20 d, con 190 CV y 25d, de “respetables” 231 CV, todos con el mismo block de 2000 cm3. Como dato interesante, el diesel más “humilde”, 18d, consigue llegar a los 22 km/l como rendimiento promedio (<5l/100km de consumo). No nos cansamos de repetirlo, simplemente, “Ingeniería Alemana”.En cuanto a diseño, repetimos conceptos: el nuevo X1 es mucho más SUV que el actual. Y esto no significa que resigne deportividad (convengamos que el actual tampoco tiene apariencia de “pace car”), pero es más sobrio, elegante y clásico, y esto es bienvenido, no tengo dudas, por las huestes seguidoras de la marca de Bremen. La parrilla frontal (“doble riñón”) toma mayor protagonismo, llegando al borde del capot ahora, que es más corto y alto en la base del parabrisas. Mayor entrada de aire inferior y ópticas mas refinadas, que recuerdan a Serie 2 Gran Tourer o el nuevo Serie 1. Aires de familia.De perfil, en el acto encontramos una silueta más armónica con una conjunción parabrisas/capot que ya no luce implantada, artificial.

Además de ser levemente más corto, la nueva inclinación de capot (y el vano motor claramente más corto, algo tapado por el parabrisas), y encuentros con la zona de vidriada, en ambos extremos, hacen parecer al nuevo X1 más corto, más compacto.

Atrás también hereda ópticas de Serie 2 Active Tourer y algo del nuevo Serie 6 y del próximo Serie 7. Tal vez algo grandes en dimensiones, le aportan personalidad, y en ambos extremos, invaden más el lateral. Esto hace que el frontal (visto de perfil) ya no luzca divorciado del resto; ahora todo es más armónico. Los cambios no son solo exteriores; el interior recibió nuevos aires, manteniendo la “esencia BMW” sobre todo en el cuadrante principal, pero Audio, Climatización y Navegador han migrado a diseños más modernos sin perder elegancia. Las butacas están más elevadas (otro guiño al mundo 4×4), en promedio 4.5 cm, y las traseras, pueden deslizar longitudinalente y cuentan ahora con regulación eléctrica de respaldo. Mayor confort a bordo.Uno de los cambios centrales de X1 es que tendrá como opción tracción delantera en las versiones iniciales. El Driving Experience Control sigue contando con 3 opciones de seteo de respuesta del auto: Comfort, ECOPRO y Sport, ajustando los distintos parámetros para cada necesidad. (Lo probamos en 335i M-Package y en 525d, excelente). El nuevo X1 también será producido en la planta de Chennai, India, bajo el formado CKD (ensamble de grupos de partes recibidos de otra planta).

Como todo BMW, cambios no drásticos, suficientes. Nuevo X1 2016, excelente primera impresión. Lo esperamos en 2016 en Argentina.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *